Chucky: la serie para ver en Star Plus con el regreso del muñeco diabólico

Star Plus estrena Chucky: La serie, la nueva producción Star Original, que llega de la mano de Don Mancini, en una esperada adaptación para la pantalla chica de la franquicia cinematográfica del muñeco diabólico, “Chucky”, uno de los villanos más terroríficos e icónicos del cine. El autor de franquicia cinematográfica, dirige el primer episodio y se desempeña como showrunner, de la ficción que ya se puede ver en la plataforma de contenido adulto de Disney desde este miércoles 27 de octubre.

La nueva serie transcurre en una idílica ciudad estadounidense que se ve sumergida en el caos luego de que un muñeco antiguo apareciera en una venta de garaje. Ahora, todos sus habitantes deberán lidiar con una serie de horribles asesinatos que comenzarán a exponer los secretos más ocultos de la ciudad.

Mientras tanto, algunos amigos y enemigos del pasado de Chucky regresarán a su mundo y lo amenazarán con exponer la verdad detrás de su misterioso origen como un niño aparentemente común que se convirtió en este notorio monstruo.

Chucky, es el muñeco pelirrojo poseído por el alma del asesino en serie Charles Lee Ray, que se abrió camino en el espíritu de la cultura pop en 1988 con el estreno de “Chucky: el muñeco diabólico”. A partir de allí, la franquicia generó seis secuelas, todas escritas por Mancini

Ahora, Star Plus desarrolló la nueva serie que está inspirada en la icónica franquicia cinematográfica homónima, desarrollada, escrita y producida por Don Mancini, creador de la saga de Chucky.

Kim Garland, guionista latina y pieza clave de la serie, dijo que Chucky es un villano muy singular en el mundo del slasher. Este subgénero del terror, gira en torno a temibles asesinos que acosan y matan, uno por uno y normalmente con armas blancas, a un grupo de personas con la venganza como razón habitual.

Garland también recordó que “mucha gente vio las películas de Chucky cuando eran muy jóvenes” y que tuvieron “intensas experiencias” con ellas. En este sentido, la guionista consideró que parte del éxito de “Child’s Play” reside en ese “imperecedero sentimiento” que provocan “las cosas que te dan miedo cuando eres pequeño”.

Star plus estrenó Chucky: La serie, el regreso del muñeco diabólico

“Esta es una saga ya muy establecida, pero también están abiertos a nuevas ideas», apuntó sobre «la experiencia mágica y extraordinaria” que fue trabajar en esta serie. Garland también elogió la actitud de Don Mancini, quien, lejos de ser muy rígido o de “sobreproteger” el legado de “Child’s Play”, da la bienvenida a los nuevos creadores a su saga y les “invita a jugar con ella”.

“Chucky: La serie” cuenta con el reconocido actor Brad Dourif en la voz del muñeco maldito, personaje que interpretó históricamente en una carrera que también tiene en su haber la participación en filmes como la recordada ganadora del Oscar “Atrapado sin salida” (1975), “Dune” (1984) y “Alien: Resurrección” (1997).

Star plus estrenó Chucky: La serie, el regreso del muñeco diabólico

Junto a él, el elenco se completa con la aparición de Alyvia Alyn Lind (“Transparent”), Devon Sawas (“Casper”), Jennifer Tilly (“Disparos sobre Broadway”), Fiona Dourif (“Tenet”), Alex Vincent (franquicia de “Chucky”) y Christine Elise McCarthy (“Guardianes de la bahía”).

“Chucky: la serie”, es uno de los estrenos destacados de octubre en Star Plus, y se puede ver en exclusiva desde este 27 de octubre con episodio doble, sumándose un capítulo estreno todos los miércoles en la plataforma de streaming.

La entrada Chucky: la serie para ver en Star Plus con el regreso del muñeco diabólico se publicó primero en Conocedores.com.

Las fechas de estreno de los capítulos de la serie Invasión en Apple TV

El viernes 22 debutó la serie Invasión en Apple TV Plus, la nueva apuesta de ciencia ficción que se suma a «Fundación», estrenada en el mes de septiembre y a la clásica reversión de «Amazing Stories». Aquí un repaso de las fechas de estreno de los capítulos de la serie.

Invasión relata la historia de una invasión extraterrestre desde una perspectiva global. Cómo afecta el ataque alienígena a distintas personas y ciudades en el mundo. Para intentar atrapar a la audiencia, Apple TV estrenó los primeros tres capítulos de un total de diez el viernes 22, aunque la crítica ni el público fueron demasiado elogiosos de la historia.

Ambientada en varios continentes, Invasion está protagonizada por Shamier Anderson, Golshifteh Farahani, Sam Neill, Firas Nassar y Shioli Kutsuna.

Las fechas de estreno de los capítulos de la serie Invasión en Apple TV Plus son:

Capítulo 1. Viernes 22 de octubre de 2021.
Capítulo 2. Viernes 22 de octubre de 2021.
Capítulo 3. Viernes 22 de octubre de 2021.
Capítulo 4. Viernes 29 de octubre de 2021.
Capítulo 5. Viernes 5 de noviembre de 2021.
Capítulo 6. Viernes 12 de noviembre de 2021.
Capítulo 7. Viernes 19 de noviembre de 2021.
Capítulo 8. Viernes 26 de noviembre de 2021.
Capítulo 9. Viernes 3 de diciembre de 2021.
Capítulo 10. Viernes 10 de diciembre de 2021.

Los nombres de los capítulos son:

Capítulo 1. Last Day.
Capítulo 2. Crash.
Capítulo 3. Orion.
Capítulo 4. The King is Dead.
Capítulo 5.
Capítulo 6.
Capítulo 7.
Capítulo 8.
Capítulo 9.
Capítulo 10.

Apple ofrece tres meses gratis de Apple TV Plus para quienes compren algunos productos de la compañía, entre ellos, una computadora Mac, un iPhone, un iPod touch, un Apple TV o un iPad. También se puede probar gratis el servicio por siete días, ingresando en tv.apple.com.

La entrada Las fechas de estreno de los capítulos de la serie Invasión en Apple TV se publicó primero en Conocedores.com.

Una semana de vacaciones en las islas del mar Egeo con un velero

Horas interminables en la playa, con vistas al horizonte azul, el cielo nocturno y las estrellas. Temprano en la mañana una taza de café, pijama como traje de baño y luego zambullirse en el “big blue”. Solo tú y tu pareja, en bahías apartadas y, …

Cómo afrontar la patrimonialización del arte popular urbano africano

Maroc

Por Irene Merino Calle

El concepto de Arte Urbano (street art en su denominación en inglés) es una tendencia artística que consiste en expresar y representar cultura y arte en la calle. Su naturaleza es reivindicativa, busca conectar a las personas con su entorno para promover diferentes puntos de vista. Como manifestación cultural presenta un bagaje histórico, aunque ha sido capaz de adaptarse a los cambios de los integrantes del fenómeno cultural (participantes, miembros de la sociedad, poderes públicos y privados…). Igualmente, hoy en día dispone de sus propios espacios de difusión, como por ejemplo salas de exposiciones, revistas, museos, publicaciones online y la calle, entre muchos otros.

Este fenómeno (que va desde el graffiti a la figuración gestual o cromática, la instalación de sonido y luz, hasta la actuación física), tiene su momento de auge en la mitad de la década de los noventa. Su origen nos lleva hasta Estados Unidos, donde se estaba viviendo un aumento del fenómeno migratorio de las minorías emancipadas a las grandes ciudades, especialmente por parte de la comunidad afroamericana.

 

Maroc

Fotografía obtenida de la web Pixabay. Autor Manusama. https://pixabay.com/photos/assilah-morocco-arcila-arzila-3316016/

 

Desde luego estas manifestaciones artísticas en África constituyen una cultura en sí misma. El arte urbano está integrado por un elemento inmaterial, por el conocimiento reivindicativo y provocador de una comunidad que rechaza los patrones “oficiales” del arte y los cánones de la gran sociedad que los relega a subgrupos, como por ejemplo los guetos culturales. Es ahí donde los grafittis, los pósters o los textos con plantilla son el vehículo de expresión de estas comunidades que tiene el objetivo de desafiar los estándares de una sociedad cada vez más homogénea y apelar a la conciencia crítica del espectador.

El arte urbano es un canal para pertenecer a una comunidad social de practicantes culturales, donde están presentes elementos jerárquicos, formas de gestión y actuación, instrumentos de inclusión y exclusión. Un claro ejemplo de esta forma de gestión y agrupación lo encontramos en la asociación L’ Boulevard de Casablanca que promueve y desarrolla la música contemporánea y la cultura urbana en Marruecos. Sin embargo, existe un peligro real de que el arte urbano sea patrimonializado (o privatizado) convirtiéndose en una parte más de la cultura mainstream. Como expuso George Dickie en su “teoría de la institucionalización del arte”, los grandes poderes intentan deslegitimar algunas expresiones urbanas, como el grafiti que también es un instrumento para el cambio político-social, como se vio en las protestas #FreeSenegal.

 

 

Todos estos elementos ya nos anticipaban que este tipo de cultura trata de romper con los parámetros neoliberales capitalistas que abordan esta cultura a través de instituciones económicas establecidas en los países desarrollados. Esta clase de cultura persigue una reapropiación colectiva de los espacios urbanos africanos, es decir, se pretende invertir el orden de transmisión en el uso oficial de las ciudades. Ya no es necesario que el espectador acuda a un lugar específico para contemplar arte, pues este forma parte de su día a día. Ciudades como Essaouira, Marrakesh o Rabat son buenos ejemplos de esta tendencia. En sus inicios, estas expresiones estaban encaminadas hacia la protesta con mensajes escritos en paredes, y hoy en día se representan a través de imágenes que no dejan indiferente a casi nadie. Este arte, además de patrimonio, es una herramienta de concienciación clave, especialmente en tiempos de pandemia.

No cabe duda de que el Street art africano está siempre presente en todos y cada uno de los rincones donde existan comunidades porque es reflejo de la ciudadanía que entiende que esas expresiones pertenecen a toda la comunidad, no son ni de propiedad pública ni privada, y el acceso a ese arte es un derecho implícito para todos los componentes del grupo. A partir de aquí, se fragua y refuerza un patrimonio cultural.

Por ello, es necesario encontrar una estrategia de integración de este movimiento, establecer un marco legal adecuado para su regulación que conlleve a nuevos modelos de gestión y que rompa con los patrones dominantes de la propiedad individual. Pero ¿cuál podría ser el modelo más apropiado de gestión que permita a los diversos grupos sociales en África instituirse, prosperar y evolucionar? La respuesta podemos hallarla en la llamada gestión comunal o bienes comunes en la que la defensa a favor de lo comunal se presenta como uno de los últimos reductos libres para que las sociedades africanas puedan salvaguardar su conocimiento y su patrimonio cultural. A fin de cuentas, la cultura no puede permanecer de forma estática ya que es heterogénea, diversa y en ella se integra el constante cambio social. La única forma de preservarla es a través de la conservación de determinadas raíces e impulsar la transmisión libre de conocimientos.

Ya abrió el Hilton Garden Inn en Santiago del Estero

El secretario ejecutivo del INPROTUR, Ricardo Sosa, participó en la inauguración del nuevo hotel Hilton Garden Inn en Santiago del Estero, Argentina.

De este modo, se trata de la primera cadena internacional que se instala en la provincia, jerarquizando no solamente la oferta de alojamiento sino insertando a esa provincia en la internacionalización de su hotelería.

Junto a Sosa, en la inauguración de la instalación, participaron el gobernador de Santiago del Estero, Gerardo Zamora; el gerente de Desarrollo para Argentina y Uruguay de la cadena Hilton, Facundo Lozada; el cofounder de Amek Group, gerencia del hotel, Lisandro León Liguori, y los propietarios del edificio, Ricardo y Hilton Lo Bruno.

Igualmente asistieron representantes de la Cámara de Turismo de Santiago del Estero, Cámara Hotelera de Santiago del Estero, Bureau de Convenciones de Santiago del Estero e invitados especiales.

El hotel emplea a medio centenar de personas, todas oriundas de Santiago del Estero y capacitadas con los estándares internacionales de Hilton Hotels y la estructura del edificio del hotel es una de las más novedosas de la república Argentina por la homologación que requirió con nuevos parámetros de confort, servicios y seguridad.

Para el propio Sosa, ‘la apertura de este hotel de cadena internacional pondrá a Santiago del Estero entre los destinos internacionales que requiere la clientela Hilton, de hecho ya se encuentra en la aplicación digital de la cadena hotelera que tiene más de 120 millones de usuarios en todo el mundo y que todos son fidelizados por Hilton, además jerarquizará la oferta provincial posicionándola en el país y el mundo, es la primera cadena internacional que tiene la provincia y es un paso importantísimo en el continuo proceso de crecimiento que tiene en el ámbito turístico desde hace varios años’.

Expreso. Redacción. J.R

Los cinco mejores lugares para bucear en Latinoamérica

Latinoamérica ofrece algunos de los mejores lugares para bucear. Por donde se mire, las islas, playas y ensenadas ofrecen atributos envidiables para apreciar una extensa y muy rica diversidad de vida bajo las aguas. Ya sea que se busque observar vida marina o naufragios y sitios de interés escénico, las opciones y alternativas son infinitas: desde los destinos, calidad de las locaciones y ofertas de alojamiento.

Para los viajeros que buscan vacaciones diferentes, desde CONOCEDORES.com® presentamos un informe con los cinco mejores destinos para bucear en Latinoamérica.

Los mejores lugares para bucear en Latinoamérica

Islas Galápagos (Ecuador)

El Archipiélago de las Galápagos es uno de los destinos más mencionados en las mejores listas o reviews sobre buceo en Latinoamérica. Este conjunto de istas en el Océano Pacífico reune alguna de las especies más asombrosas y es mundialmente conocida por su invaluable biodiversidad y por ser el epicentro de los estudios y la teoría de la evolución de Charles Darwin.

Aruba (Países Bajos)

Esta pequeña isla se encuentra en el sur del Mar Caribe, a 29 millas de la costa de Venezuela. Mide apenas 20 millas de largo y 6 de ancho. En la isla se habla inglés, español y papiamento, que es el idioma oficial. Este destino es ampliamente conocido entre los amantes del buceo por sus espectaculares naufragios y asombrosas formaciones coralinas que dominan su mundo submarino. Además, sus aguas poco profundas, en las que no hay muchas embarcaciones, facilita la presencia de gran cantidad de peces y fauna marina.

Riviera Maya (México)

México posee muchísimas playas paradisíacas con joyas marinas que enamoran a cualquier aficionado al buceo y una de ellas es el Arrecife Mesoamericano, reconocido por ser el más grande Arrecife de Coral del Hemisferio Occidental y el segundo Arrecife de Coral más grande del mundo en su tipo, después del de Australia. Este abarca países como Belice, Honduras y Guatemala, mide 1000 kilómetros en su totalidad, de los cuales 300 Kilómetros corresponden al caribe mexicano.

Para mayor información sobre alojamientos en la Riviera Maya, clic aquí para ver las reviews realizadas desde CONOCEDORES.com®.

Puerto Madryn (Argentina)

Para muchos, este es un gran destino para el avistaje ballenas. Sin embargo, también se caracteriza por su amplia riqueza en flora y fauna marina y por poseer múltiples posibilidades de buceo y snorkeling. Una de ellas es hacerlo con lobos marinos, un clásico de la región. Esta experiencia se puede vivir en cualquier estación del año aunque se recomienda hacerlo en primavera y verano.

San Andrés (Colombia)

Conocido por su mar de siete colores que va del azul profundo hasta el verde aguamarina traslúcido, San Andrés alberga una biodiversidad marina única y digna de cualquier premio que se debe sobre todo a los arrecifes de coral que posee, que reflejan en la superficie y generan un espectáculo inolvidable. Por ello, en 2001 fue nombrado por la Unesco como reserva de biosfera y es ideal para aficionados del buceo ya que se dictan cursos para buzos avanzados y se pueden obtener certificados PADI y NAUI.

La entrada Los cinco mejores lugares para bucear en Latinoamérica se publicó primero en Conocedores.com.

Maktesh Ramon: el cráter no meteórico más grande de la Tierra ACTUALIZADO 2021

El Maktesh Ramon es el cráter no meteórico más grande de la Tierra y es un referente para los geólogos del mundo entero. El paisaje de Maktesh Ramon es tan parecido a Marte que un equipo de especialistas se ha instalado allí para estudiar cómo sería vivir durante un mes en el Planeta Rojo. En realidad, el cráter Maktesh Ramon está en Israel.

Qué significa Maktesh Ramon

Visión panorámica del cráter Maktesh Ramon

La palabra Maktesh significa ‘cráter’. Ramon es el apellido del primer -y por el momento único- astronauta israelí, Ilan Ramon. El Maktesh Ramon está en el Desierto del Néguev y ese creó por el colapso de una montaña debido a una continua filtración de agua.

Actualmente el cráter de Maktesh Ramon es el epicentro del Parque Nacional Maktesh Ramon, la mayor superficie protegida de Israel.

En el Desierto Néguev hay dos cráteres más, pero de menor tamaño: Maktesh HaKatan (Gran Maktesh) y Maktesh HaGadol (Pequeño Maktesh)

Inicio

Medidas del Maktesh Ramon

El cráter Maktesh Ramon es el mayor cráter no meteórico dle mundo. Las medidas de Maktesh Ramon son: 40 kilómetros de largos por 9 kilómetros de ancho. Dicen que su superficie es más o menos equivalente a la de Manhattan.

El Pico Ramon mide 1.037 metros de altura y está considerado el punto más alto del Néguev.

Inicio

Maktesh Ramon en la Historia de la Humanidad

Hace millones de años, las condiciones climáticas del Desierto del Néguev no eran tan radicales como las conocemos ahora. Las temperaturas, la pluviosidad y el entorno se parecían más a los de la actual cuenca mediterránea, lo que favoreció los primeros asentamientos de seres humanos. Hay evidencias de poblaciones en la zona del Maktesh Ramon de principios a mediados de la Edad de Bronce.

Inicio

Qué hacer en el Maktesh Ramon

En Maktesh Ramon puedes conocer los avances de Israel en la carrera aeroespacial.
Museo de Ilan Ramon en Maktesh Ramon

Visitar Maktesh Ramon es una de las mejores experiencias que puedes vivir en Israel. El paisaje en sí mismo es alucinante. Además, hay dos cosas imprescindibles que hacer en Maktesh Ramon: visitar el Museo de Ilan Ramon y hace rappel en alguna de las paredes del cráter. El Museo de Ilan Ramon tiene una exposición permanente sobre la vida del primer astronauta israelí.

Inicio

 Dónde está el Maktesh Ramon

Inicio

Emmanuel Ignatius: ‘el negro es hermoso’

Emmanuel Ignatius

 

Contar historias y reforzar las luchas globales de las comunidades afro como Black Lives Matter a través de la representación del orgullo cultural. Eso es, entre otras cosas, lo que hace Emmanuel Ignatius, el artista detrás de ilustraciones como «In These Times» o «Blue for Sudan». Este joven diseñador radicado en Kenia se centra en la imagen como un instrumento para relatar historias invisibilizadas pero que tienen voz propia. Las influencias de su país natal son una constante y están presentes en buena parte de su obra. Consciente de la necesidad de acercarse a asuntos críticos como la igualdad de género, se aproxima a las artes como una herramienta social y educativa. Es, además, la imagen de la décima temporada de Wiriko que arrancó el pasado 1 de octubre. 

 

Emmanuel Ignatius
Emmanuel Ignatius

 

 

Pregunta. ¿Cómo describiría su trabajo artístico actual?
Respuesta. Mis composiciones celebran la belleza negra y su objetivo es contar las historias y experiencias de nuestra comunidad que no han sido contadas mediante la representación de los diferentes cortes de pelo, prendas tradicionales y rasgos naturales de los sujetos. Mi trabajo también alterna motivos, colores y formas culturales tradicionales presentes en África que realzan el mensaje de fuerza transmitido por las personas representadas.

P. ¿Cómo cree que ha evolucionado su obra?
R. En mis últimos años como artista, mi trabajo ha tendido a inclinarse a crear conciencia y educar a las personas sobre los problemas sociales que tenemos en la comunidad, principalmente en cuestiones de género. Por eso, en la mayoría de mis trabajos recientes, me enfoco más hacia la niña africana.

P. ¿Y su carrera artística?
R. Puedo decir que el collage y la ilustración son mis puntos fuertes dado que he podido expresar mis pensamientos e ideas a través de estos medios.

P. ¿Hay algún trabajo del que esté especialmente orgulloso?
R. Hay muchos trabajos artísticos de los que estoy orgulloso, pero el que más destaco es la ilustración que realicé sobre el movimiento Black Lives Matter, comisionada por The ringer, para concienciar sobre lo que estaba sucediendo en Estados Unidos en el verano de 2020. Esta obra dio a conocer mi nombre a una audiencia más amplia, lo que hizo que mi mensaje y lo que representa llegara a más personas en todo el mundo.

 

Emmanuel Ignatius
Emmanuel Ignatius

 

P. ¿Cuál es el objetivo de sus creaciones artísticas?
R. El propósito de mis creaciones es celebrar la belleza negra y también educar a la gente sobre nuestra herencia africana.

P. ¿Cuál diría que es su público objetivo?
R. En su mayoría, aquellas personas afroamericanas a quienes se les robó su historia. Cada una de mis obras tiende a contar una parte diferente de nuestro origen, por lo que mi intención es concienciar más.

P. ¿Qué le gustaría transmitir con su obra?
R. El mensaje general que me gustaría trasmitir es «el negro es hermoso».

P. ¿Han influido de algún modo las realidades de su país en su obra?
R. Sí, estoy principalmente inspirado por la gente de mi país, nuestra cultura y básicamente nuestras prácticas de la vida diaria. Me inspiro en esto ya que nuestra historia a menudo se olvida y creo que es mi deber como artista plasmar y relatar nuestras historias no contadas.

 

Emmanuel Ignatius
Emmanuel Ignatius

 

P. ¿Cómo define la industria creativa en su país?
R. La industria creativa en nuestro país está creciendo rápidamente y es vibrante, lo cual es algo bueno, ya que ahora podemos estar expuestos a más ideologías y diferentes enfoques de la vida.

P. ¿Le ha afectado la situación de la Covid-19 en su carrera? ¿Y en su capacidad creativa? ¿Cómo lo ha solventado?
R. Nos tomó a todos por sorpresa, pero pude hacer la transición para trabajar desde casa y de alguna manera, gracias a Dios, mi negocio ha estado en auge y con la ayuda de Internet he podido conectar con clientes de Europa, Estados Unidos y Australia, lo que ha ampliado mi perspectiva y también me ha aportado mucho aprendizaje. La pandemia también me dio tiempo para trabajar en mis habilidades creativas y puedo ver el progreso.

P. ¿Qué cree que es lo que más le diferencia como artista?
R. Mi historia, mis porqués y mi visión.

P. ¿Podría adelantarnos proyectos futuros?
R. Actualmente estoy trabajando en unos diseños para una colaboración con una empresa de calzado. Es un proyecto muy esperado. También me metí en NFT, que me han ayudado económicamente hablando.

 

Las 5 mejores playas para colgar tu hamaca en Kauai

Kauai, la isla jardín, es la más antigua de las islas hawaianas y ofrece un paisaje impresionante a los visitantes. Las playas aparentemente interminables y bellamente suaves de Kauai invitan a la gente a sentarse, relajarse y disfrutar de todo. Tome una hamaca, una silla …

Un viaje al impacto de la migración en la salud mental con Yaa Gyasi

La escritora nacida en Ghana y afincada en EE.UU., Yaa Gyasi. Foto: Editorial Salamandra

Yaa Gyasi es una de las escritoras de origen africano más reconocida internacionalmente. Tal vez sea una especie de estigma que marque durante muchos años su carrera artística, pero Gyasi saltó en 2015 a los medios de comunicación, antes incluso de que se publicase su primera novela, por haber firmado un adelanto de siete cifras (es decir, de más de un millón de dólares) por la publicación de esa primera obra. A partir de ahí, el lanzamiento de Homegoing (publicada en español por la editorial Salamandra, como Volver a casa) fue una auténtica sensación editorial. Si en ese primer trabajo, Gyasi exploraba de una manera original la trata esclavista, a través de sucesivos viajes de ida y vuelta entre África y América, de varias generaciones de una misma familia; en su segunda novela, la escritora nacida en Ghana se sumerge por completo en la diáspora y el recorrido de las personas que han vivido la experiencia migratoria para consolidar su identidad. Con Más allá de mi reino, Gyasi demuestra que está llamada a consolidarse como una de las voces más firmes de esas diásporas africanas, superando los abordajes más superficiales y zambulléndose sin complejos en algunos de los temas más delicados, como es el del impacto de la migración en la salud mental de sus protagonistas.

La escritora nacida en Ghana y afincada en EE.UU., Yaa Gyasi. Foto: Editorial Salamandra

En Más allá de mi reino, publicada también por Salamandra a través de la traducción de Eduardo Hojman, hay pocos lugares comunes y muchos asuntos espinosos. Gyasi evita los espacios narrativos más complacientes y entra a machete en terrenos marcados por el tabú y el silencio. Es cierto, que la búsqueda de la identidad es un escenario recurrente en las literaturas de autores y autoras de origen africano que sitúan sus relatos en las diásporas. Pero, en su segunda novela, la escritora ghanesa va mucho más allá, la presencia constante de las enfermedades mentales relacionadas con la propia migración son, sin duda, la clave de esta apuesta valiente, pero no se puede pasar por alto, el papel que juega en la historia la asfixiante educación religiosa; el consumo de drogas en un incierto cuadrado delimitado por el placer, la huida, el vacío y la frustración; los padres ausentes; el traumático proceso de maduración; el racismo ambiental; pero también el triunfo basado en el esfuerzo.

Lo que trata de decir con esto es que carecía del lenguaje, de las herramientas para explicar y analizar el odio que sentía por mí misma. Crecí contando sólo con mi parte, con la pequeña piedra palpitante de odio hacia mí misma que llevaba a todos lados, a la iglesia, a la escuela, a todos aquellos lugares de mi vida que, como pensaba entonces, reafirmaban la idea de que en mi interior había algo fatal e irremediablemente malo”.

De hecho, la protagonista de este relato, Gifty es una extraña heroína. Una joven que destila conmiseración, en la que parecen destacarse sus inseguridades, que sistemáticamente pone el acento en sus frustraciones, pero cuya figura va poco a poco creciendo y haciéndose más sólida. Gifty abandonó hace tiempo el hogar familiar, lo hizo prácticamente huyendo de toda una serie de fantasmas que se van desvelando. Aparece una rígida educación marcada por una influencia religiosa en la que el dogma es siempre una amenaza y las creencias una losa para la libertad individual. Se evidencia la dolorosa ausencia del padre que se caracteriza más por una especie de dejación de responsabilidades y por la cobardía que por el propio rechazo. Se impone la inolvidable muerte del hermano, mucho más que la pérdida de un ser querido, emerge como el final de la inocencia y la desaparición del referente más amado, lo único parecido a ese espacio de seguridad que llamamos familia.

El día que lo encontramos colocado en Big Spring Park iba muy puesto. Allí, tendido sobre el césped, parecía una ofrenda. Yo no sabía para quién era esa ofrenda, para qué. Había estado sobrio un par de semanas, pero cuando una noche no volvió a casa lo supimos. Esa noche se convirtió en dos y luego en tres. Mi madre y yo lo esperábamos sin pegar ojo. Cuando salíamos las dos a buscarlo en coche, yo pensaba en lo harto que debía de estar Nana, harto de que mi madre lo bañara como si volviera a ser un niño, harto de toda esa nada”.

Gifty es, en realidad, una triunfadora, aunque su relato lo olvide a menudo. Mientras regresa una y otra vez a su tortuoso proceso de maduración personal, solo algunos de los personajes que la rodean nos permiten adivinar que es una exitosa investigadora, con una prometedora carrera científica por delante, teniendo en cuenta que a pesar de su juventud es una prestigiosa neuróloga.

¿Cómo podemos explicar el tiempo que transcurrió antes de la llegada de los seres humanos? ¿Y las cinco extinciones previas, incluyendo las que aniquilaron a los mamuts lanudos y a los dinosaurios? ¿Cómo explicar los dinosaurios y el hecho de que compartimos un cuarto de nuestro ADN con los árboles? ¿Cuándo creó Dios las estrellas, cómo y por qué? Yo sabía que en Huntsville jamás encontraría las respuestas a esas preguntas, aunque también es cierto que no las encontraría en ninguna parte, al menos respuestas que me satisficieran”.

Gyasi, a través de la historia de Gifty y su familia, dibuja un asfixiante ambiente en la sureña Alabama para una familia recién llegada de Ghana. Las dificultades económicas se suman a las relacionadas con las relaciones sociales, el complejo encaje de esos migrantes en una sociedad cerrada y la falsedad que acaba marcando sus integración en la comunidad. Una hipocresía que se proyecta igualmente a las convicciones religiosas que en algunos momentos parecen la única tabla de salvación a la que agarrarse. A pesar de los padecimientos, o más con todas las consecuencias de esas experiencias negativas, Gifty reconstruye a duras penas su vida en un espacio más amable.

Después de asistir unos meses a la iglesia grande, noté que mi madre me miraba de reojo cada vez que el pastor John pronunciaba esas palabras. Yo sabía lo que esas miradas significaban, pero no estaba lista para recorrer la larga distancia que me separaba del altar, con toda la congregación mirándome, mientras suplicaba a Jesús que me librara de mis pecados”.

La protagonista, sin embargo, se ve obligada a ocuparse de su madre, cuando la mujer cae (o más bien recae) en una profunda depresión y lo hace obviando todos los agravios acumulados durante su niñez y su adolescencia. Los incondicionales cuidados que Gifty procura a su madre contrastan con los recuerdos traumáticos que la joven va desplegando. La falta de resultados en esos esfuerzos, se contraponen igualmente a los avances de la investigadora en su carrera científica, que a su vez está profundamente marcada por todas esas experiencias negativas de la infancia. Las enfermedades mentales, tanto la depresión como las adicciones ocupan un papel central en el desarrollo de la historia.

Hubo momentos similares, en los que la mujer que me parecía temible se encogía y se convertía en alguien apenas reconocible. Y no creo que lo hiciera adrede. Me parece más bien que jamás se le ocurrió cómo traducir a este nuevo idioma quién era ella realmente”.

Tal vez sea necesario tomar una cierta distancia a la hora de adentrarse en la narración, precisamente para no caer en el agujero negro que a menudo suponen los propios recuerdos de Gifty. Con una relativa perspectiva el lector o la lectora reparan en algunos de los detalles que se sitúan en los márgenes de una visión profundamente negativa de la protagonista y acceden a un mosaico un poco más amplio que permite ir encajando el que será el resultado final. En todo caso, más allá del tono depresivo, es indudable que la de Yaa Gyasi es una apuesta arriesgada y valiente por acercarse a una de las caras más desconocidas e incómodas del hecho migratorio.

Booking.com